sábado, mayo 30

LA VIRGEN SALE

“Y llegó mayo. Flores de papel blancas y amarillas, el arco terminado esperando a ser montado, colgaduras planchadas, el paso preparado, Ella ya espera entronizada mientras se despetalan las flores que ante sus plantas caerán rendidas”. Era lo que soñábamos, lo que sería y no ha podido ser. Ilusiones acumuladas que se han visto truncadas.
Pero, ¿Quién dice que nos han robado el mes de mayo? ¿Quién dice que no estamos haciendo vida en Hermandad? ¿Quién se atreve a decir que la Virgen no sale a la calle este año? No será un mayo de tantos que pasamos viviendo noche y día en la Casa de la Virgen, preparando los adornos, la ropa de Nuestra Madre, de los acólitos, mantones de manila, balconeras; no será un mayo de tantos que pasamos yendo más a la parroquia que a nuestras casas; no será un mayo de tantos que pasamos compartiendo momentos de risas o agobios de cara al día de la salida; no será un mayo de tantos… pero es mayo y como tal lo estamos viviendo. La suerte de pasar esta crisis en estos tiempos es que, aún en la distancia, podemos sentirnos juntos, contactarnos y, dentro de lo que cabe, poder disfrutar juntos estos momentos. Asaltan los nervios cuando se acerca la hora de los cultos y los hermanos comienzan a mandar las fotos con sus medallas, todos preparados, para no fallar a nuestra cita con Ella. Ponemos ilusión en todo el trabajo llevado a cabo en estas semanas para dar contenido a nuestras redes sociales para que, hermanos y devotos, sientan cerca a esta Hermandad y a Nuestra Madre en estos días que viviríamos con intensidad en circunstancias normales. Vivimos con alegría y diversión en todos los retos que se propone nuestro Grupo Joven para hacer mucho más Ilevadera la situación y fortalecer nuestra unión.
Pero, si algo hace que sea más mayo que nunca, es que la Virgen sale a la calle en forma de Caridad. Si en la normalidad esta Hermandad vive para los más necesitados, no podía ser menos que en estos tiempos Nuestra Madre nos aupara en fuerzas para seguir trabajando aun más por ellos, para que en estos días todavía “tan complicados” no les falte nada, además de darnos la suerte de poder trabajar con entidades y hermandades que una vez más dejan ver en su ejemplo que Ilevan la caridad y el amor de Dios allá por donde más hace falta.
¿Quién dice que la Virgen no sale por mayo? ¿No saben que la Virgen este año no sale en paso? Ella sale en las manos de sus hijos que calman los corazones agitados de aquellos azotados por las dificultades provocadas por lo que está pasando. Ella es el darse a los que la necesitan de forma incondicional, Ella se hace de carne y hueso en todos los que viven por y para los demás. Ella es Santa María del Dulce Nombre, Reina de Caridad.

Paloma Castillo Gonzalez

Deja una respuesta